Suscríbete Iniciar sesión

Entrevistas

«Hemos rodado ‘Doctor Portuondo’ sin tener en cuenta los manuales de estilo»

El escritor y director Carlo Padial habla del proceso de adaptación de 'Doctor Portuondo', la nueva serie de Filmin, y su experiencia con el psicoanálisis
Carlo Padial

Carlo Padial acaba de estrenar su primera serie, adaptación de su propia novela, Doctor Portuondo, que es también el debut de Filmin en la producción propia. El director de Mi loco Erasmus o Algo muy gordo cuenta aquí la historia de su terapia con el peculiar psicoanalista cubano que da título a la serie, un excéntrico doctor capaz de retar a combates de boxeo a sus pacientes o mandarlos a callar cuando sus problemas le aburren.

De momento Doctor Portuondo ya ha conseguido ser, según la propia plataforma, el mejor estreno de una serie en la historia de Filmin y está recibiendo grandes críticas. Padial nos atiende por mail para analizar la percepción de la terapia en televisión y la dificultad -o no- de adaptar las propias experiencias a la ficción.

¿Es complicado adaptarse a uno mismo?

Lo cierto es que no lo abordamos así, una vez que recibimos la propuesta de Filmin de adaptar mi libro lo que nos pareció más interesante fue tomar las situaciones que podían dar pie a una serie divertida: la terapia de grupo, el paciente esquizofrénico, la idea de rezar a los cajeros, la de entretener a tu terapeuta, el que a su alrededor todo el mundo se le gire en contra por hacer terapia. No es tan importante la base autobiográfica sino la claridad y potencial cómico de esas situaciones.

¿Proponéis vosotros la adaptación o surge de Filmin? ¿Habría sido posible en otra plataforma?

Nos lo propuso Filmin. Yo creo que sí habría sido posible, pero seguro que no hubiéramos tenido el mismo grado de libertad. Lo importante es que lo que vas a ver es tal cual lo que queríamos hacer, eso tiene un valor enorme, y habla muy bien de los valores de la plataforma, que se ha sabido mantener fiel a su catálogo también a la hora de producir.

¿El verdadero Doctor Portuondo ha llegado a leer el libro o verse a sí mismo en serie?

El verdadero doctor Portuondo falleció hace años, pero sigo en contacto con su viuda.

¿Persiste cierto pudor a la ficción autobiográfica, aunque sea en comedia?

Bueno, ya he hablado de esto bastante, mi opinión siempre es la misma: para mí no es tan importante que el material de base esté inspirado en cosas vividas por mí, sino en lo que puedo extraer de ello, yo me baso en lo que veo a mi alrededor para extraer escenas o situaciones que creo que significan algo. El tema de la primera persona está sobredimensionado, según mi parecer por gente, normalmente escritores, que se toma
demasiado en serio a sí misma, y a la que les molesta que venga cualquiera y que contando aspectos de su vida obtenga más atención.

Pero en mi caso, aunque todo el rato juegue con ponerme en el centro, lo importante es mucho más esa mirada satírica sobre mi entorno, sobre mi generación, etc. Es lo que hago siempre. Entro en una sala y al momento ya estoy detectando lo que me llama la atención, lo que falla, lo que me parece risible, ridículo, etc. Lógicamente hablo de lo que conozco. Nunca podría hacer un libro o una serie sobre refugiados afganos, no. Hablo de lo que conozco. Y es lo que hacen la mayoría de artistas relevantes del siglo XXI, cómicos, raperos, ¿qué hacen si no? Toman su vida como punto de partida. Es la cultura en la que vivimos. El Siglo del Individualismo, que decía Adam Curtis.

"Hemos rodado 'Doctor Portuondo' sin tener en cuenta los manuales de estilo" 1

Hasta ahora tu experiencia dirigiendo series era un episodio de Mira lo que has hecho, ¿cuál es la diferencia dirigiendo una serie completa frente a un largometraje?

Supongo que en una serie tienes menos tiempo para especular, tienes que estar siempre avanzando, aunque nosotros nos hemos permitido lo unico que sabemos hacer realmente, que es intentar ofrecer nuestra versión de lo que pensamos que podría ser una serie. Sin tener en cuenta los manuales de estilo. Me gusta la gente que va por libre. Gösta , la serie de Lukas Moodysson, me parece un gran ejemplo. Siempre me voy a identificar más con eso que con otras propuestas.

«Creo que España mira con desconfianza a todo lo que suponga inteligencia. Parece que nos dé vergüenza»

Hemos visto muchas ficciones estadounidenses protagonizadas por psicólogos o ambientadas en una terapia, pero en España Doctor Portuondo es casi la primera, ¿a qué crees que se debe?

Es cierto, Portuondo comentaba siempre que España era un país anti psicoanalítico, ni él mismo sabía por qué. A veces lo atribuía a la religión, al peso del catolicismo, que había desarrollado este pudor a compartir tus conflictos fuera del núcleo familiar, por ejemplo, no sé. Yo también creo que el psicoanálisis es visto como un exotismo. Y aun peor, a mí me sorprende cómo la gente se lo ventila sin haber leído nunca demasiado, sin conocerlo demasiado.

Siempre se tira de unos cuantos tópicos asociados a Freud. Pero poca gente se ha molestado en leer sus obras importantes, que son muchas, o leer tantísimos libros que son extraordinarios de Melanie Klein, Adler, etc. Para mí el psicoanálisis fue algo que encajaba conmigo. El hecho de que le otorgue tanto poder a la palabra, siendo yo alguien que escribe, me pareció muy interesante. En general, yo creo que España mira con desconfianza a todo lo que suponga inteligencia. Parece que nos dé vergüenza. Hay un complejo de inferioridad un poco raro en ese sentido.

¿Crees que la comedia puede contribuir a «quitarle hierro al asunto» y acabar con cierta vergüenza social de ir a terapia?

No creo que sea tanto eso como que puede servir para potenciar el debate en torno a la salud mental como un tema central que nos va a ocupar seguro los próximos años, y dejar de verlo como algo que debe esconderse.

Imágenes: Carlo Padial y fotogramas de Doctor Portuondo – Filmin

Puedes ver Doctor Portuondo completa online aquí.

Jose A. Cano

Jose A Cano (Sevilla, 1985), es licenciado en Periodismo. Ha colaborado en medios como El Mundo, 20 Minutos, El Confidencial o eldiario.es, entre otros, como periodista de local, internacional o Cultura. Actualmente ejerce como redactor en Cine con Ñ y colabora con El Salto, El Español o revista Dolmen. Socio de la Asociación de Informadores Cinematográficos de España (AICE).